El puerto de Beirut, Líbano, fue sacudido por una fuerte explosión el martes 4 de agosto de 2020, dejando hasta el momento 100 víctimas fatales y unas 4,000 personas heridas y un número aún desconocido de personas desaparecidas, según un informe de la Cruz Roja libanesa.


¿Qué tan importante es Beirut?


Beirut es la capital del Líbano, la mayor ciudad y el principal puerto marítimo del Líbano. Se estima que tiene una población de 1,000,000, el Líbano cuenta con aproximadamente 5 millones de habitantes.

La ciudad es una de las más diversas de Oriente Próximo.

Es el centro comercial, bancario y financiero del Líbano y cuenta con veintiuna universidades.

Es el hogar de numerosas organizaciones internacionales, como la CESPAO (Comisión Económica y Social para Asia Occidental de las Naciones Unidas) que tiene su sede principal en el centro de la ciudad, la OIT (Organización Internacional del Trabajo) y la Unesco tienen oficinas regionales en Beirut, que abarcan al mundo árabe. 

La AACO (Organización Árabe de Transportistas Aéreos) también tiene su sede central en esta ciudad.

Ha acogido cumbres de la francofonía y de la Liga Árabe y fue candidata para celebrar los Juegos Olímpicos de 2024.


Primeras reacciones tras la explosión


Lo primero que se pensó, fue que era un atentado terrorista, luego que era un ataque de las fuerzas militares de Israel, país con el que Líbano mantiene importantes tensiones fronterizas.

Finalmente, el presidente del país, Michel Aounlas afirmó que la explosión se debió a una fuga de 2.750 toneladas de nitrato de amonio, que estaban almacenadas de forma insegura.

Por lo cual, quedo automáticamente descartado cualquier atentado o ataque militar, como se había pensado en un inicio.

No está de más decir que, las autoridades israelíes negaron cualquier acusación inicial de ataque contra Líbano.

El presidente del Líbano decreto tres días de luto y un fondo de emergencia por unos $66 millones de dólares.


Pero ¿de dónde salió el nitrato de amonio?


El cargamento de 2.750 toneladas de nitrato de amonio llevaba seis años almacenado en el puerto sin las medidas de seguridad adecuadas.

Los químicos habían sido confiscados a una embarcación en 2013.

Lo que aún no esta claro, es ¿qué provoco que el químico explotara?

El primer ministro del Líbano, Hassan Diab dijo que se abriría una investigación sobre lo ocurrido para que los responsables del mal manejo del almacenamiento de los peligrosos químicos, sean llevados ante la justicia.

La explosión fue tan fuerte que residentes de Chipre, una isla a unos 240 km de Beirut, también dijeron haber sentido la onda expansiva.


¿Qué es el nitrato de amonio?


Es un químico industrial común con diferentes usos, los dos usos más comunes son como fertilizante agrícola y para minas explosivas.

Es altamente explosivo cuando entra en contacto con fuego, y al hacer explosión puede desprender gases tóxicos como óxidos de nitrógeno y amoníaco.

Por eso hay reglas muy estrictas para su almacenamiento seguro.




Es un momento particularmente difícil para Líbano


La explosión se da en medio de un momento de crisis política, social, económica y sanitaria debido al COVID-19.

Muchos ciudadanos acusan al partido dominante de corrupción y abandonar las reformas urgentes que necesita el país.

Los libaneses sufren de constantes cortes eléctricos, falta de agua potable y acceso limitado a salud pública.

Sumado a los problemas que ya tenían, la pandemia por covid-19 ha causado estragos en el sistema sanitario a poco de colapsar, ahora los hospitales deben lidiar con todas las victimas de la explosión.

Es un panorama para nada alentador.


Respuesta de la comunidad internacional


El primer ministro del Líbano, Hassan Diab, hizo un llamado urgente a los países amigos y hermanos, para que apoyen al Líbano.

El presidente de Egipto Abdul Fattah al Sisi dijo por Twitter que enviaba sus "más profundas condolencias y simpatías" a sus hermanos en el Líbano y agregó que oraba "por la pronta recuperación de los heridos y para consolar a las familias de las víctimas".

La Casa Blanca y el Departamento de Estado indicaron que Donald Trump está monitoreando de cerca la situación.

El presidente del Consejo Europeo, Charles Michel, dijo que la UE "está lista para brindar asistencia y apoyo" y agregó que sus pensamientos estaban con el pueblo del Líbano y las familias de las víctimas.

El secretario de Asuntos Exteriores de Reino Unido, Dominic Raab, dijo que su país "se solidarizaba con el pueblo del Líbano"

El presidente de Chipre, Nicos Anastasiades, dijo que estaba "listo para proporcionar cualquier asistencia que se considere necesaria", mientras compartía "profundas condolencias" con el pueblo del Líbano y las personas directamente afectadas.

 

Fuentes: BBC Mundo y Wikipedia.